En diferentes ocasiones hemos tratado temas relacionados con la legionela o legionelosis, pero ¿sabemos realmente qué es la legionella? A continuación, trataremos los puntos más importantes para entender a qué hacemos referencia cuando mencionamos esta dolencia.

La legionela es una bacteria que se halla, principalmente, en el agua. Es por esto por lo que podemos encontrarla en zonas húmedas como torres de refrigeración, piscinas, fuentes ornamentales, etc. Esta enfermedad puede llegar a desembocar en una neumonía por legionella o en fiebre de Pontiac (la versión leve en caso de infección por legionelosis), por lo que se deberán de tomar medidas higiénico-sanitarias para evitar su aparición. Cabe señalar que, en el caso de que este tipo de bacteria brotase, la única forma en la que una persona puede infectarse por legionella sería mediante vía inhalatoria. Ni si quiera ingiriendo agua contaminada.

La legionella surge a finales del siglo XX después de que se produjese un brote de neumonía entre los miembros de la legión americana cuando se hospedaban en un hotel, de ahí el nombre de “legionelosis”. Sin embargo, años más tarde, se detectó que dicha enfermedad ya había sido identificada anteriormente en otros casos.

Los responsables de los establecimientos, donde la presencia de esta bacteria puede producirse, tendrán que llevar a cabo un correcto mantenimiento de las instalaciones para prevenir su aparición. Asimismo, tendrán la obligación de actuar en caso de que surgiese un brote. Debido al desarrollo científico y técnico enmarcado en el 2003, se estableció el Real Decreto 865/2003, que divide, entre otras cosas, las instalaciones donde se encuentran dichas bacterias en función de la facilidad de proliferación de la misma:

Instalaciones con mayor probabilidad de proliferación y dispersión de Legionella
  • Torres de refrigeración y condensadores evaporativos
  • Sistemas de agua caliente sanitaria con acumulador y circuito de retorno
  • Sistemas de agua climatizada con agitación constante y recirculación a través de chorros de alta velocidad o la inyección de aire
  • Centrales humidificadores industriales
Instalaciones con menor probabilidad de proliferación y dispersión de Legionella
  • Sistemas de instalación interior de agua fría de consumo humano (tuberías, depósitos aljibes= cisternas o depósitos móviles y agua caliente sanitaria sin circuito de retorno
  • Equipos de enfriamiento evaporativo que pulvericen agua, no incluidos en apartado anterior
  • Humectadores
  • Fuentes ornamentales
  • Sistemas de riesgo por aspersión en el medio urbano
  • Sistemas de agua contra incendios
  • Elementos de refrigeración por aerosolización al aire libre
  • Otros aparatos que acumulen agua y puedan producir aerosoles
Instalaciones de riesgo en terapia respiratoria
  • Equipos de terapia respiratoria
  • Respiradores
  • Nebulizadores
  • Otros

¿CÓMO EVITAR QUE LA LEGIONELOSIS APAREZCA?

La legionelosis surge y se expande en aquellos lugares donde se pueda llegar a acumular agua sucia. Es decir, si en nuestra instalación se ha producido un estancamiento de agua y, además, no la tratamos mediante métodos (como la desinfección), podrían aparecer cada uno de los nutrientes necesarios para que este tipo de bacteria se alimente y reproduzca. Esta situación se puede deber a: falta de mantenimiento o, por el contrario, a su mala ejecución.

Principalmente, deberemos tener en cuenta tres puntos clave:

  • No permitir que el agua se estanque. El diseño de tuberías o instalaciones en general debe de ser el adecuado para que el agua no se acumule, evitando así su acumulación en alguno de sus puntos.
  • No permitir la aparición de suciedad y, por ende, el alimento de bacterias.
  • Desinfección y vigilancia de la temperatura. De esta forma, evitaremos las condiciones idóneas para que la legionella se reproduzca.

Es por todo esto por lo que creemos esencial la formación en el sector de la higiene ambiental. Gracias al conocimiento, seremos capaces de prevenir la aparición de legionella mediante un plan de mantenimiento, o, en su caso, actuar contra ella si apareciese.

Nosotros, Innova XXI Agro, como empresa formadora, tenemos como misión reducir sucesos nocivos y perjudiciales para el medioambiente y para los seres vivos en general. A través de nuestros Cursos de Higiene Ambiental, entre otros, transmitimos a nuestros alumnos la importancia de realizar una buena ejecución en el mantenimiento de instalaciones. Queremos demostrar que se puede, y que, aportando nuestro granito de arena, mediante la formación y el conocimiento, conseguiremos reducir a cero el daño producido.

X